Receta de Grissinis de hojaldre

Crujientes y ligeros los palitos de hojaldre son estupendos como tentempié a cualquier hora del día. Los palitos de hojaldre admiten variantes entre dulce y salado, nosotros te proponemos esta receta.

Ingredientes para masa exterior

  • 320 g mantequilla
  • 120 g harina floja

Ingredientes para masa interior

  • 280 g harina floja
  • 80 g mantequilla
  • 12 g sal
  • 120 g agua
  • 20 g vino blanco

Elaboración

Para elaborar la masa exterior, mezcla la mantequilla con la harina hasta conseguir una pasta homogénea. Formar una base rectangular y guardarla en el frigorífico para que se endurezca y sea más fácil estirarla con un rodillo.

Para la masa interior, mezclar todos los ingredientes sólidos. Añadir los líquidos y amasar hasta conseguir una masa homogénea. Estirarle dándole una forma rectangular y haciendo que quede un poco más pequeña que la anterior.

Coger la masa exterior y estirarla con el rodillo de forma que quede un rectángulo lo más perfecto posible, y de medio centímetro de grosor. Una vez tengas estirada la masa exterior coloca la masa interior en el centro y doblar la exterior por ambos extremos para envolver la interior. Dejar reposar en el frigorífico durante 20 min.

Pasado este tiempo, estirar la masa con el rodillo y doblarla de nuevo como si fuera un libro. Repetir este proceso 4 veces y al terminar, guardar la masa en el frigorífico hasta que se vaya a usar. Mientras se realizan los 4 pliegues, si la masa está muy blanda, ponerla en el frigorífico hasta que tenga una temperatura adecuada para que ni se pegue (mucho calor) ni se rompa (mucho frío).

Cuando tengas que utilizar esta masa, tendrás que estirarla con el rodillo y darle un grosor de 3mm.

Pintar con yema mezclada con un poquito de nata líquida y enfriar en frigorífico.

Añadir semillas de sésamo, amapola, trocitos de queso, curry, pimentón, etc. Cortar en tiras de 1 cm de grosor con ayuda de una regla.

Cocer en horno a 180ºC hasta que estén bien doradas, unos 15 min.