Jacob Torreblanca

Cada creación tiene un sentido e implica un sentimiento distinto.

Posee un currículum brillante, es coautor de dos libros y ahora se embarca en una nueva aventura como profesor. Jacob Torreblanca nos desvela los detalles de su oficio.

Tras vestirnos como una especie de cirujanos astronautas con bata, gorro y fundas para el calzado, Jacob Torreblanca nos recibe sonriente y nos muestra su hábitat natural: el obrador. El olor del azúcar impregna el ambiente, bandejas y bandejas de bombones nos rodean y los esponjosos panettones cuelgan boca abajo pidiendo a gritos ser devorados. Para muchos esta es la imagen misma del paraíso y es que cualquiera desearía quedarse aquí, entre dulces y más dulces para la eternidad. Sin embargo toca volver a la tierra.

Si bien uno queda impresionado dentro de su obrador, el currículum del pequeño de los Torreblanca tampoco deja indiferente. Ya ostentaba el título de Mejor Maestro Artesano Pastelero de España con tan solo 22 años y en 2004 formó parte del equipo encargado de elaborar la tarta y postres para la boda de los Príncipes de Asturias. Diez años después acumula numerosos premios y reconocimientos a sus espaldas, ha sido coautor de dos libros y es profesor de la International School of Pastry Arts.

Cuando le pedimos que eche la vista atrás y haga balance de sus años de carrera, él lo tiene claro, en su caso oficio y pasión van de la mano.

[Entrevista completa en el número 0 de iSweet Magazine]

Descarga la revista digital iSweet completa para tu tablet o SmartPhone